Náufragos

Hace años también cantaba, pero desde el último naufragio Sugar Clayfeet solo toca el saxo soprano. Solo, en mitad de su isla, bajo una luz cada vez más oxidada. Y sola, encogida en la orilla de una isla desierta, rodeada de gente por todas partes, Pequeña Flor Marchita solo se esponja cuando le escucha.

Para  Elysa

___________________________________________

________________

Anuncios

21 pensamientos en “Náufragos

  1. Jope, gracias!!!! Qué buen momento. Yo también me he esponjado.
    Esa frase final es una maravilla, y la luz cada vez más oxidada, en progresión, como las fotos antiguas. Me hace pensar que el saxo es un instrumento solitario, por mucho público que haya, el saxofonista está solo. Y un montón de cosas más pero mi comentario ya es más largo que tu texto.
    Un abrazo desde la esquina de mi isla desierta

    • Una vez me crucé con un saxofonista, en la esquina de una vía pública. Era de noche, y apenas había gente por la calle. No recuerdo la melodía, pero fue un instante mágico…

      besos.

  2. La utilización del lenguaje para crear una atmósfera determinada y una imágenes casi oníricas, son el puntazo de este relato. Buen homenaje. Abrazos.

  3. A pesar que se me escapa la interxtualidad, me gusta la fotografía de un micro muy naif. Y la manera arbitraria – creo que es el gran acierto – de conectar la isla, la luz oxidado y el saxo.

    Abrazos.

  4. Me ha parecido ver el lento esponjarse de la flor al son del saxo, mientras descargaba el vídeo. A veces un micro es deudor de una imagen; pero es la primera vez que leo uno deudor de una música. Inseparable.
    Abrazos.

    • De repente me he acordado de Dolly Parton, y de ese magnífico par de islas suyas.

      Sí, mujer, esas a las que canta en la canción, cómo era…

      Islands in the stream
      that is what we are
      Nobody in between
      how can we be wrong
      lailo lailo lai, nonainoooo…

  5. Aquí no hay ninguna intertextualidad, solo un breve apunte sobre dos personajes ficticios que comparten soledad, uno mientras toca, el otro cuando le escucha; y un pequeño homenaje a una gran pieza musical -Petite fleur-, y a la persona en cuyo blog la encontré, Elysa.

    Todo hombre es su propia isla, me dijo una vez un camello jamaicano cuando pasaba ofreciendo crack. Every man is his own island…

  6. ¡Vale! Y tú te has propuesto que suelte las lágrimas, ¡pues sí! Y me da igual lo que piensen, me he emocionado. Es de las cosas más bonitas que me han pasado últimamente. Después de un día horroroso encontrar estas palabras es sanar y volver a sentirme persona. Que te quede claro que aquí en mi isla tienes un lugar.

    Hoy te mando un montón de besos…

    PD: ¿Conoces a Carmen McRae? Es lo que estoy oyendo ahora, con ella y tu dedicatoria me estoy despojando del mal día.

  7. No la conozco, mi cultura musical es bastante limitada. Pero estoy poniéndome al día. Youtube es una caja de sorpresas 🙂

    Me alegro de que te haya gustado, mucho. Y más todavía de que haya servido para reparar mínimamente los destrozos de un mal día.

    Besos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s